Trump, elegido presidente pese a que Clinton ha obtenido más votos populares

Donald Trump, pese a ser elegido nuevo presidente de los Estados Unidos con 306 (o 310) votos electorales, no ha ganado las elecciones en cuanto votos. Clinton, según nuestras proyecciones, acabará con una ventaja sobre Trump de unos 400.000 votos. Actualmente, la ventaja es de algo más de 45.000 y aún quedan por escrutar millones de votos de estados entre los que se encuentran California y Washington (en ambos estados Clinton ha ganado con una ventaja muy amplia).

Esto no es la primera vez que pasa. La última vez que ocurrió fue en el año 2000, cuando Bush ganó por solo 5 votos electorales mientras que el demócrata Al Gore venció en votos con una ventaja de 450.000. Esto se debe al sistema electoral en el que cada estado reparte todos sus votos electorales al candidato que gana. También ocurrió mucho antes. En 1824, cuando John Quincy Adams se convirtió en presidente con un 30,9 % frente al 41,4 % de Andrew Jackson. En 1876, el republicano Rutherford Birchard Hayes fue elegido presidente con una ventaja de solo un voto electoral pese a que el demócrata Samuel Jones Tilden tuvo 250.000 votos y 3 puntos de voto más. En 1888, el republicano Benjamin Harrison fue elegido presidente aunque el más votado fue el demócrata Grover Cleveland con 90.000 votos de ventaja (casi un punto de voto).